Home » Opinión » Currently Reading:

El Fondo no cambia, cambió la Argentina

mayo 14, 2018 Opinión No Comments

Pedro Brieger|El martes 8 de mayo el ministro de Finanzas Nicolás Dujovne planteó que el gobierno del presidente Mauricio Macri apelaría al Fondo Monetario Internacional para conseguir financiamiento. Al referirse al organismo planteó que era “un Fondo Monetario Internacional muy distinto al de hace 20 años”.

Si bien el ministro no explicó por qué este Fondo sería diferente al de 20 años atrás ni por qué eligió la fecha de 1998 como referencia, vale preguntarse si ante una posible asistencia del FMI lo que ha cambiado no es el Fondo sino la sociedad argentina y la respuesta que se puede generar ante su nuevo desembarco.

En realidad, cuando se piensa en las políticas del FMI y los diversos organismos financieros internacionales uno debería remontarse aún diez años más atrás de 1998, al momento en que se planteó el famoso “consenso de Washington” y sus recomendaciones para América Latina. En aquella época, un grupo importante de economistas –muchos de ellos conocidos como “los Chicago Boys”- lograron imponer la idea generalizada de que todo lo público era “ineficiente”, que el Estado es intrínsecamente perverso, que era necesario achicarlo, que la única manera de que las empresas de servicios públicos funcionaran era privatizándolas, que así se reducirían gastos y se eliminaría la corrupción; que debía bajarse el gasto público, abrir los mercados, incrementar la producción de artículos destinados a la exportación, flexibilizar y “modernizar” los mercados laborales, quebrar el poder de los sindicatos -supuestamente interesados solamente en enriquecer a sus cúpulas- y reducir los gastos sociales, entre tantos otros postulados.

Estas políticas, en líneas generales, fueron las que se implementaron en la década de los noventa del siglo pasado en la Argentina, México y Perú, países tomados como “modelos” de las reformas neoliberales, y cuyos resultados fueron desastrosos.

Carlos Menem asumió la presidencia argentina en 1989 después de una crisis hiperinflacionaria que disciplinó a la sociedad para que se aceptara el plan de convertibilidad de “un peso-un dólar”. Hubo varios factores que le permitieron a Menem y a su superministro de economía Domingo Cavallo implementar su política de ajuste durante varios años. La Argentina recién había dejado atrás la dictadura y los militares todavía representaban una amenaza latente. Raúl Alfonsín sufrió algunos levantamientos durante su presidencia y el último de ellos sucedió en 1990 durante el gobierno de Menem.

El temor a un retorno de los militares era real y la consolidación de la democracia era apenas como una vaga aspiración. El menemismo prometía un futuro auspicioso sobre la base de un relato mágico-religioso consistente en predicar que las reformas neoliberales derramarían riqueza sobre toda la sociedad. Ese relato mesiánico tranquilizó porque proporcionó una explicación coherente de la realidad, aunque tuviera una connotación religiosa y dogmática. La concepción neoliberal simplificadora partía de una ruptura con el populismo y el estatismo para lograr el bienestar prometido y arribar a un imaginario “Primer Mundo”. Como los mitos tienen un carácter ritual y simbólico para que la sociedad crea en ellos es necesaria su repetición ritual, la fácil asociación de ideas que inculca un sentido de rectitud, así como de inevitabilidad (las reformas eran “inevitables”). Y si la década del ochenta fue definida como la década “perdida”, la posterior fue la década del “mito neoliberal”.

Durante la década de los noventa se construyó un mito basado en un hecho real: la estabilidad monetaria lograda luego de detener procesos hiperinflacionarios. El “uno a uno” domesticó a una parte importante de la sociedad durante un tiempo mientras –para poder financiar esa ecuación- se privatizaron áreas estratégicas, se desarticuló al movimiento obrero y se desarrolló un fuerte discurso “antipolítica” en los medios de comunicación que intentó alejar a una generación de la participación ciudadana.

Hoy sabemos que la riqueza no “derramó” como prometían y que hubo que recurrir al FMI y cumplir sus exigencias para sostener la ecuación “un dólar-un peso” y que su política de ajuste provocó altos niveles de desocupación y culminó en la implementación del tristemente llamado “corralito” bancario que degeneró en el “corralón: la imposibilidad de los ahorristas de a pie de retirar de los bancos sus ahorros en dólares. Esa experiencia concluyó con la revuelta del 19 y 20 de diciembre de 2001 que le abrió las puertas al kirchnerismo, los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández.

En 2018 nuevamente un gobierno intenta traer al Fondo Monetario Internacional pero ahora necesita decir que este es un “nuevo” Fondo y “distinto” del anterior porque las experiencias anteriores culminaron en la catastrófica salida del presidente Fernando de la Rúa, muertos en las calles y un país virtualmente destruido.

Sin embargo, la sociedad argentina de hoy no es la misma que hace veinte o treinta años. Las Fuerzas Armadas están muy lejos de tener el poder de antaño, muchos militares purgan largas condenas de prisión y la lucha por los derechos humanos ha sido legitimada como bien lo comprobó este gobierno en 2017 cuando intentó liberar militares con el “2×1”. No pudo.

El kirchnerismo también repolitizó a amplios sectores de la sociedad como se pudo apreciar con la organización de numerosos jóvenes en las múltiples agrupaciones que apoyaron el gobierno de Cristina Fernández después de la muerte de Néstor Kirchner. Estos movimientos surgieron en apoyo al gobierno, algo poco usual en la política porque -por lo general- los jóvenes se incorporan a la política en un contexto de oposición a un gobierno. Un eje central que contribuyó a su crecimiento fue la proyección de un futuro mejor, promisorio, y el de formar parte de este proceso contrapuesto a la sensación de años anteriores de que todo iba a ser peor.

Más allá de cierta demonización mediática por el rol de algunos dirigentes en funciones dentro del aparato estatal durante la gestión kirchnerista, la mayoría de estos movimientos se construyó desde las bases disfrutando de nuevos derechos en la vida cotidiana: desde la apertura de nuevas universidades públicas hasta el matrimonio igualitario, pasando por el fútbol gratuito en televisión.

Justamente, la gran pregunta que por ahora no tiene respuesta es cómo responderá ante un ajuste una generación que se politizó durante los años de expansión del kirchnerismo apoyando políticas de crecimiento. Muchos de estos jóvenes apenas recuerdan el 19 y 20 de diciembre de 2001 y tienen en la retina la imagen de Néstor Kirchner cancelando la deuda con el Fondo y los discursos de Cristina Fernández criticando duramente al FMI.

Por otra parte, vale la pena recordar lo sucedido en diciembre de 2015 cuando Cristina Fernández dejó la presidencia. Un día antes de abandonar el poder convocó a una multitud para despedirse después de doce años de kirchnerismo, casi como si estuviera festejando la victoria de su movimiento y no una derrota. En ese momento en esta misma columna decíamos que el kirchnerismo había sufrido una derrota electoral pero que no había sido derrotado en el sentido histórico del término, como en 1955 y l976. El país en 2015 no estaba en llamas, sus líderes no estaban presos ni tampoco habían sido forzados al exilio, aunque sí demonizados por un aparato de comunicación exitoso que insistía en que recibía “una pesada herencia” y un país destruido.

Si bien durante dos años el macrismo insistió en la “pesada herencia”, su discurso tuvo como epicentro mantener “lo bueno” que se había hecho y las posibilidades de vivir mejor. Ahora, cuando está a la vista la especulación financiera -tan ajena a la mayoría de la población- con el pedido de auxilio al Fondo se refuerzan las palabras “ajuste” y “tarifazo”, expresiones éstas a las que ningún aparato comunicacional puede darle una connotación positiva. Esto quiere decir que las posibilidades de vivir mejor aparecen desdibujadas.

En 1990 el plan de convertibilidad tuvo amplios niveles de consenso y permitió implementar las políticas de ajuste “sin anestesia”. Hoy ese consenso no existe ni se puede lograr. Por tal motivo la pregunta es cómo harán para imponer las políticas del FMI de siempre en una Argentina tan diferente.

La demonización del Fondo no es producto del kirchnerismo sino de la propia práctica del organismo a nivel internacional. Es más, el 19 de septiembre de 2017, J. Kyle Bass del Fondo de Inversión Hayman Capital Management publicó un artículo en la Agencia Bloomberg cuyo título era “El FMI debe dejar de torturar a Grecia” porque los griegos ya habían sufrido demasiado. Si uno toma el artículo de Kyle Bass se podría decir que hoy el FMI es “distinto”, pero en sentido inverso al que intenta difundir el gobierno argentino. En 2011, hace apenas siete años, el ex ministro de finanzas griego Evangelos Venizelos recordaba las negociaciones con el Fondo para aplicar las políticas de ajuste en su país y decía que había insistido en medidas crueles para probar que su gobierno estaba dispuesto a pagar el costo político.

En el caso argentino el rechazo al FMI es producto directo de las políticas de ajuste que causaron la crisis del 2001 y su recuerdo traumático. Como en los noventa tratarán de culpar a “los intereses mezquinos” de la política que impide los ajustes “que hay que hacer”, el mantra habitual de los economistas y comunicadores neoliberales. Pero propios y ajenos coinciden en que el llamado del gobierno al Fondo es un pedido de socorro y que tiene poco tiempo para construir un nuevo relato por la positiva que supere al de “la pesada herencia”.

¿Aceptará mansamente la sociedad argentina la disminución de subsidios, el recorte de jubilaciones y planes sociales, o los aumentos desmedidos de las tarifas de servicios públicos cuando no hay amenazas de golpe militar, ni un pasado reciente de hiperinflación que sirva como disciplinador social? Con el tiempo tendremos la respuesta.

*Director de NODAL

Comment on this Article:







*

Plantídoto

Latinoamérica

Política fiscal y deuda pública en América Latina y el Caribe: Unas políticas ortodoxas asfixiantes.

John Freddy Gómez , Camila Andrea Galindo| La más reciente publicación de la …

Muchas muertes y poca tierra ha dejado la ley de restitución en Colombia

Bibiana Ramírez-Prensa Rural| Uno de los mayores problemas en Colombia sigue siendo la …

Análisis de la estrategia del Uruguay para su inserción comercial a nivel internacional

   Roberto Chiazzaro|  La crisis del petróleo acaecida a mediados de los años …

Argentina: Hoy que el tiempo ya pasó

Horacio Rovelli|Alfredo Zitarrosa canta “La canción y el poema” cuyas dos primeras estrofas …

Cómo se reparte la torta del campo uruguayo

Global

El “socialismo de mercado” chino

  Alejandro Teitelbaum| En China actual coexisten individuos supermillonarios y centros urbanos y …

Eudald Carbonell: La revolución tecnológica se cobrará 1.000 millones de vidas en 20 años/ Revolución verde

Irene Hernández Velazco| Este reputado paleontólogo codirige desde 1991 el yacimiento de Atapuerca. …

Las clases sociales en Europa

Henri Wilno| La cuestión de las clases sociales no esta muy de moda …

El panóptico digital

Nieves y Miro Fuenzalida| Facebook es la vitrina al narcisismo humano con sus …

Ecología

Eudald Carbonell: La revolución tecnológica se cobrará 1.000 millones de vidas en 20 años/ Revolución verde

Irene Hernández Velazco| Este reputado paleontólogo codirige desde 1991 el yacimiento de Atapuerca. …

Comunicación, cultura y…. peak oil.

Rafael Romero-The Oil Crash| A menudo, y sobre todo desde ámbitos políticos, se …

Del cambio al desmadre climático

Andrés Barrio–Público.es| Este año hemos sufrido, o disfrutado, de un invierno y comienzo …

Universidad transgénica: Los sponsors de la Facultad de la Agronomía de la UBA

Darío Aranda-lavaca.org| Después de develar los convenios con empresas transgénicas, Darío Aranda revela …

Energía

Eppur peak oil

Antonio Turiel| Entre los conocedores de la problemática del agotamiento de los recursos …

Comunicación, cultura y…. peak oil.

Rafael Romero-The Oil Crash| A menudo, y sobre todo desde ámbitos políticos, se …

Energías renovables en Argentina: ¿negocio financiero o política industrial?

Diego Hurtado| Luego del colapso financiero de 2008, la reconversión de la matriz …

Argentina: Industria eólica, una oportunidad perdida

Daniel Green y Juan Fal| El reciente anuncio de la instalación en el …

Documentos

Cepal: La inefciencia de la desigualdad

Cepal| El reciente trabajo de investigación que la Cepal ha presentado en la …

Democracia obrera

Antonio Gramsci y Palmiro Togliatti| Hoy se impone un problema acuciante a todo …

Geopolítica del Poder: UNASUR en un mundo de bloque(o)s

Kintto Lucas |Los gobiernos neoliberales de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Paraguay y Perú …

Un agónico final de la globalización: ¿cambio civilizatorio?

Wim Dierckxsens, Walter Formento|Ante el pensamiento único y fundamentalista es un reto reconstruir una …

Biblioteca

Teoría de la Dependencia| Una revalorización del pensamiento de Marini para el Siglo XXI

El presente ensayo de Adrián Sotelo Valencia -sociólogo, investigador del Centro de Estudios Latinoamericanos (CELA) de la FCPyS de la UNAM, México- tiene por objetivo evaluar y validar la vigencia de la teoría marxista de la dependencia (TMD) para el siglo XXI en la perspectiva del pensamiento de Ruy Mauro …

Teitelbaum: El colapso del progresismo y el desvarío de las izquierdas

El problema que aborda el autor en este libro es el del colapso del progresismo. Pero no limitado a América Latina. En su argumentación Teitelbaum cambia el orden habitual: después del fin de las ilusiones progresistas que terminaron en un colapso, –y cuando debería haber una respuesta de la izquierda–, ésta está totalmente …

Beinstein: “Macri, orígenes e instalación de una dictadura mafiosa”

Jorge Beinstein, profesor emérito de la Universidad Nacional de La Plata, actualmente es titular del seminario de doctorado “Crisis sistémica global” de la Universidad de Buenos Aires. Especializado en prospectiva económica y geopolítica ha sido titular de cátedras en universidades europeas y latinoamericanas, Beinstein es el autor del libro “Macri, orígenes e instalación de una …

Cuba y América Latina: Desafíos del legado revolucionario

cuba y amlat legado revolucionario

La Internacional del Capital Financiero

Argentina: Volver al pasado

Pedro Biscay| A principio de año, el Ministro de Finanzas Luis Caputo logró …

Piratas siglo XXI Los destinos favoritos de los evasores y delincuentes

Rodolfo Bejarano Bernal| Los destinos favoritos de los evasores y delincuentes son Bahamas, …

Consecuencias del fallo de Griesa en el endeudamiento latinoamericano

Guillermo Oglietti| Un vicio fundacional de nuestras repúblicas latinoamericanas ha sido la predisposición …

Ecuador: ¿Y la corrupción contra el fisco?

Juan J. Paz y Miño Cepeda| El capitalismo es una especie de telón …

Éric Toussaint: «América Latina en el ciclo infernal de la deuda desde hace 200 años»

Marie Charrel-Le Monde| Éric Toussaint es doctor en ciencias políticas y portavoz del …

Colombia: Deuda, modelo de desarrollo y sociedad

William Gaviria Ocampo| En cualquier análisis , no se puede obviar, el proceso …

MARX HA VUELTO: El mercado y las crisis

MARX HA VUELTO: Burgueses y proletarios

CAPITALISMO: Keynes vs. Hayek, ¿una pelea amañada?

Debate

El negocio del endeudamiento, riquezas para unos pocos y pobreza para el pueblo argentino

Horacio Rovelli| La deuda siempre fue el mecanismo preferido de dominación.  En nuestro …

Entre las tasas de crecimiento y el deterioro de la calidad de vida

Eduardo Camín| Un documento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) dado a conocer …

Desafíos estratégicos que impone la cuarta revolución industrial

Mario Ramón Duarte| Cuando queremos detenernos a pensar solo por un momento las …

Teoría macroeconómica: la bisagra y la hegemonía neoclásica

Alejandro Nadal| En los años anteriores a la crisis financiera de 2008 parecía …

Venezuela

Venezuela: Salarios y precios en dólares: ¿igual a ganar más?

Luis Salas-15yultimo| La única propuesta económica del candidato oposicionista Henry Falcón, obró un …

Venezuela: ¿Cuánto dinero cuesta un desalojo campesino?

 Marco Teruggi| ¿Cuánto dinero hace falta para mover los hilos necesarios a un …

Venezuela: Dolarizadores

Luis Brito García| Si en algo son fecundas las crisis es en la …

Petro y criptomonedas: mitos y realidades (de la parte 11 a la 19)

José Gregorio Piña T.| Estos escritos son desde la undécima a la decimonovena …

Opinión

El Fondo no cambia, cambió la Argentina

Pedro Brieger|El martes 8 de mayo el ministro de Finanzas Nicolás Dujovne planteó …

Agroecología: nuevo paradigma agroalimentario

Crispim Moreira| El actual sistema agroalimentario es insostenible. Nunca lograremos el reto de …

Quo vadis Brasil (y America latina): ¿cómo salir de la tormenta ?

Pierre Salama| Se necesita hoy  más que nunca un balance  de las políticas …

El crimen histórico de la usurpación

Aldemaro Barrios R| Como si se tratara de una película de ficción, los …

Entrevistas

Rosa Marques: “En Brasil recrudeció la represión y vulneración a los derechos”

Jorge Marchini| Rosa Maria Marques, es profesora titular del Departamento de Economía y …

Carlos Mendoza Potellá: En el Zulia está el milagro de Pdvsa”

Thiany Rodríguez-Panorama| Desde su oficina  en el Banco Central de Venezuela (BCV), el …

Diputado argentino denuncia las negociaciones secretas en el TLC Mercosur-UE

 Ráúl Dellátorre| Si el diagnóstico de la economía era complicado para pymes y …

“Pino” Solanas, senador y cineasta: “El monocultivo trajo concentración de la tierra, latifundio y un enorme éxodo rural”

Daniel Cholakian, NODAL| Fernando “Pino” Solanas ha hecho de la militancia política su …

Temas

¿Se avecina una crisis global de deuda?

Michael Roberts| Argentina ha solicitado un rescate del Fondo Monetario Internacional después de …

Bienvenidos al mundo en que las empresas disfrutan de la vigilancia permanente de sus trabajadores

Emine Saner-eldiario.es|Desde implantes con microchips hasta pulseras con rastreadores y sensores que detectan …

El negocio del endeudamiento, riquezas para unos pocos y pobreza para el pueblo argentino

Horacio Rovelli| La deuda siempre fue el mecanismo preferido de dominación.  En nuestro …

Los fondos buitre salvaron a Macri

Rodolfo Koé Gutiérrez| El gobierno argentino logró renovar la totalidad de las letras …

Blogs

El Banco Central de Venezuela y la Ley de Gresham

Luis Salas Rodríguez| El problema de las llamadas leyes de la economía es …

Sin mercado interno no hay paraíso

Luis Salas Rodríguez |A mediados del año pasado, concretamente el 24 de agosto, …

Pedagogía del especulado: Los ajuste de precio … ¿y la demanda?

Luis Salas| En días pasados en este mismo portal, en un excelente artículo …

Pedagogía del Especulado: Nicolás Copérnico, el bolívar y el principio de autoridad monetaria

Luis Salas| Nicolás Copérnico, como otros hombres y mujeres del Renacimiento, fue lo …

Noticias

Los BRICS valoran la idea de una criptomoneda alternativa al dólar

Grigory Sysoev-Sputnik| El grupo formado por Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica …

En el Banco Central argentino está prohibido discrepar

  Rubén Armendariz-CLAE|El Poder Ejecutivo dispuso remover al director del Banco Central de …

La mayoría de los adolescentes argentinos vive en la pobreza

 Rubén Armendáriz| Al menos uno de cada dos adolescentes es pobre: la incidencia …

Carlos Slim: Pérdida de empleos y hartazgo social, efectos de la revolución tecnológica

La rápida transformación que genera la revolución tecnológica ha provocado que empresas estén …

Enrique García: “Es momento de repensar la integración regional en Latinoamérica”

Veterano de muchas crisis, el boliviano Enrique García está a punto de terminar …

Ford anula inversión en nueva planta en México tras críticas de Trump

TdC|La automotora trasnacional Ford Motors anunció el 3 de enero que decidió cancelar …

ESPECIAL: TEORÍA DE LA DEPENDENCIA

Theotonio dos Santos y la moda en los intelectuales

Enrique Dussel| Se nos ha ido un gran …

El adiós a Theotonio dos Santos

En la mañana del martes 7 de febrero …

Pensamiento crítico

Beatriz Stolowicz: Desenmascarar las estrategias del capital

  Gabriel Delacoste-Brecha| De visita en Montevideo, presentó los resultados de sus últimas investigaciones plasmadas en su último libro, “El misterio del posneoliberalismo”. El segundo tomo, “La estrategia para América Latina”, recientemente publicado en Colombia, narra el accionar del capital y de los sectores dominantes en esta región, haciendo una …

¿Capital digital? Marx y el futuro digital del capitalismo

Michael R. Krätke |¿Qué tiene aun que decirnos Marx sobre el capitalismo actual? La pregunta es pertinente, porque la principal obra económica de Marx, El capital, esto es, el volumen primero de este ladrillo, apareció hace 150 años, en septiembre de 1867. El primer volumen y, en parte, también importantes borradores …